Los enfermeros pediátricos critican que siempre han estado «en un segundo plano»

0

La alcaldesa Ana González, a su llegada al congreso de enfermería pediátrica.

La humanización y la investigación son las dos patas sobre las que se debe asentar la enfermería pediátrica y en ambos aspectos se insiste en el VII Congreso Internacional y XXIV jornadas Nacionales iniciados ayer en Gijón y que se clausurarán hoy. Así lo afirmó Isabel Morales Gil, presidenta de la Asociación Nacional de Enfermería Pediátrica, quien aseguró, además, que «nos hacen falta herramientas de investigación para ayudarnos en los cuidados de la población infantil y adolescentes con la mayor evidencia científica».

Más de 300 asistentes procedentes de toda España, así como de Italia, Portugal, Noruega y Perú participan en este encuentro que lleva por lema ‘Desde el nacimiento a la adolescencia, la enfermería pediátrica cuidando de ti’. Una de las pretensiones de estas jornadas es reivindicar a los profesionales de este campo. «Si analizamos lo que representa la enfermería pediátrica nos daremos cuenta de que es un sector profesional ligado a la salud de la población más joven, que es la más vulnerable y más dependiente; y de la que actuamos como protectores», dijo Morales. El congreso se clausurará esta tarde. Dos jornadas intensas en las que se han desarrollado, charlas y conferencias, talleres, sesiones de comunicaciones y defensa de pósteres y mesas redondas.

El acto inaugural contó con la participación de la alcaldesa, quien habló «de la dependencia en la infancia» y de la vulnerabilidad de los más pequeños y aseguró en alusión a los profesionales: «Vuestro papel es insustituible y requiere una plena especialización, ya que abordáis frentes muy delicados. Vuestra labor de prevenir y acompañar entronca con la pedagogía y es una tarea que solo puede ser eficaz con cercanía y humanidad», aseveró.

También se puso de manifiesto la «feminización del sector, pues no hay nada más importante en esta vida que cuidar y eso siempre lo han hecho las mujeres».

María Dolores Álvarez, presidenta del comité organizador; Begoña Martínez, gerente del Área V del Sespa; Sergio Valles, director general de Cuidados, Humanización y Atención Sociosanitaria, y Natalia Gómez, concejala de Bienestar Social y Derechos del Ayuntamiento de Gijón participaron en el acto de apertura y destacaron la necesidad de poner en valor esta profesión que cuenta con estudios de dos años para su especialización. Begoña Martínez afirmó que «somos la ciudad del futuro y tenemos una estrategia: el camino de las baldosas amarillas como le ocurrió a Dorothy en ‘El mago de Oz’. El espantapájaros son las personas que intentan trabajar y no encuentran método, lo que nunca le pasará a este colectivo. El hombre de hojalata, el que no tiene corazón, pero tiene formación (tampoco es nuestro caso), y el león acobardado, que puede ser un paciente o un profesional, tiene incertidumbre y hay que darles fuerza y formación. Nunca el colectivo ha estado acobardado, pero siempre ha estado en segundo plano».

FUENTE: https://www.elcomercio.es/gijon/enfermeros-pediatricos-critican-20191004013432-ntvo.html

Comentarios están cerrados.